GestaltPsicoterapia infantil

Psicoterapia infantil

By 19 septiembre, 2014 No Comments
terapia infantil gestalt sistémica psicólogos barcelona

La infancia es la etapa de la vida en la que se constituyen la mayor parte de los fundamentos de la persona que seremos el resto de la vida. También es la etapa en la que nuestro conocimiento del entorno está más sesgado, ya que el mundo adulto es complejo, lleno de convenciones y normas que poco a poco vamos comprendiendo y aprendiendo, pero que pueden generar conflictos que los niños por si solos no pueden resolver. El soporte de los padres es fundamental, aunque como parte implicada que son, puede que en algún momento no puedan aportar la ayuda que su hijo o hija necesita.
La terapia infantil Gestalt se apoya en las potencialidades que todos los niños poseen, en su creatividad y su capacidad para desarrollarse saludablemente. Se orienta a incrementar la conciencia de su propio SER, en el sentido más global, tanto a nivel sensorial, emocional, social y cognitivo, de manera que aumente su conciencia sobre su entorno y sobre la realidad que lo rodea, y de éste modo conseguir que éste ser global se desarrolle equilibradamente.

El crecimiento sano es una tendencia natural e innata en todos los niños que por alguna razón, puede verse obstaculizada. La terapia infantil Gestalt, no se centra tanto en el síntoma, sino en el desarrollo completo y saludable del niño, es decir, el abordaje del síntoma se da de forma intrínseca, atendiendo de forma integral al niño.

El contexto y el espacio terapéuticos son muy distintos si hablamos de un niño de cuatro años o de catorce, claro está, pero el enfoque prevalece. La presencia de los padres, en una u otra forma siempre es importante, ya que son éstos los que detectan la necesidad, quienes valoran que precisan de ayuda para abordar la situación, los que toman la decisión de visitar a un terapeuta y quienes lo eligen.

La información que los padres ofrecen sobre el desarrollo del niño hasta el momento es fundamental y su implicación decisiva ya que, como comentábamos con anterioridad, es la familia la que se pone en manos del terapeuta y la que debe dar ése paso con confianza, dejándose guiar por el profesional y respondiendo a las necesidades que la terapia puede generar. Este punto es realmente importante: terapeuta, padres y cuidadores principales, deben trabajar en equipo de cara al bienestar del niño. También es interesante, en ocasiones, involucrar en el proceso al tutor del pequeño, si éste se muestra receptivo. El terapeuta únicamente está con el niño una o dos horas a la semana. Los padres, cuidadores o profesores, el resto del tiempo.

Un fundamento de la terapia Gestalt es la responsabilidad. Cuando el niño es progresivamente más consciente de su realidad externa e interna, puede tomar conciencia también de que existen aspectos de su vida que dependen de él y, que por tanto, tiene el poder y la responsabilidad de modificar aquello que no le deja desarrollarse saludable y completamente.

Dentro de un encuadre con límites claros, de compromiso y de respeto mutuo, principalmente lo que ocurre en un espacio terapéutico infantil es juego.

El juego en sí mismo es un elemento necesario para el desarrollo infantil: ofrece estímulos, experiencias, relación sensorial e interacción personal, aprendizaje, satisfacción, etc… y es a su vez, un medio que poseen los niños para expresar y comunicar su realidad interna.

Las técnicas expresivas y creativas ofrecen experiencias directas, algo que no hace falta racionalizar o pensar, sino que se actúa y ofrece una manifestación fidedigna de lo que ocurre a nivel interno y en relación a lo externo. A través de la información que ofrece el niño en su juego -no sólo lo qué hace, cómo lo hace, cómo lo dice, cuando lo dice, a quién se dirige…- el terapeuta va desvelando las potencialidades a la par que aparecen dificultades existentes, se desenmaraña hilo a hilo las creencias o hechos que le impiden desarrollarse plenamente, y se potencia su propia capacidad para la integración y aceptación de su propia realidad, a la vez que sus aptitudes para cambiarla.

Leave a Reply